Al menos cinco personas mueren apuñaladas en un centro comercial en Australia

Al menos cinco personas murieron apuñaladas este sábado, 13 de abril, en un centro comercial de Sídney, en un ataque en el que varias personas más resultaron heridas y cuyo presunto autor fue abatido a tiros por la Policía australiana, informaron fuentes oficiales y medios locales.

Anthony Cooke, comisario asistente de la Policía del estado de Nueva Gales del Sur, afirmó en declaraciones recogidas por la televisión estatal ABC que «cinco personas han muerto como consecuencia de las acciones del delincuente».

«Varias otras personas han sido llevadas al hospital», agregó el policía, quien precisó que varias de ellas están en estado grave.

Policía de Sídney.

Los ataques habían sido llevados a cabo por un solo individuo

Foto:iStock

Cooke señaló que los ataques habían sido llevados a cabo por un solo individuo, abatido a tiros por la Policía, aunque informaciones previas hablaban de que los agentes buscaban a un segundo agresor.

«Según las investigaciones preliminiares, parece que esta persona ha actuado sola», añadió Cooke.

El Consejo de Waverley, el distrito de Sídney en la que se produjo el incidente, indicó en la red social X que los servicios de emergencia fueron al conocido centro comercial Westfield Bondi Junction «después de informes de que varias personas fueron apuñaladas».

Según la ABC, el servicio de Ambulancias de Nueva Gales del Sur señaló que fueron al menos siete las personas apuñaladas, incluido un bebé de nueve meses, y han sido trasladados a los hospitales más cercanos.

No está claro si entre esas siete personas figuran los cinco fallecidos.

Aunque ha abatido a un atacante, según el medio ya mencionado, la Policía busca al menos a un segundo asaltante en el centro comercial, que fue evacuado, y sus inmediaciones.

No han transcendido por el momento detalles sobre los criminales ni sobre sus posibles motivaciones.

Según los medios australianos, cientos de personas fueron evacuadas del centro comercial tras producirse el ataque, mientras que las imágenes de las redes sociales mostraron a la gente abandonando apresuradamente el lugar mientras llegaban vehículos policiales y ambulancias. 

EFE

Más noticias en EL TIEMPO

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *